Mujeresescritoras

Just another WordPress.com weblog

CARMEN CRISTINA WOLF, O LA PROFUNDA BREVEDAD DE LA LLAMA INCESANTE

Posted by Carmen Cristina Wolf en julio 22, 2011

La profunda brevedad de La llama incesante, libro de Carmen Cristina Wolf

Por Magaly Salazar Sanabria

La llama incesante es una combustión entre el silencio y la luz. Es como una oración que se revela, una virtud manifiesta. La llama es la belleza que purifica el símbolo del fervor. No sólo de la creencia en la palabra sino de ese Dios que se cruza entre el lenguaje y el pensamiento. “Cristo eres el corazón del universo”, dice la poeta.
La poeta se acerca con cierto temor al vacío que se tiende entre la palabra y la mirada. Llenar de valores esa distancia, cambiar las tonalidades del silencio por signos infinitos, es romper la intimidad de la potencialidad semántica de la profunda brevedad de los textos. La lectura de los aforismos permite, sin embargo, participar en la búsqueda de los enigmas, con la complicidad de un lector que, pretendiendo ser objetivo, se estremece ante lo incesante y la evidencia de una verdad aparentemente velada. Entonces, el lector se convierte en artífice de su realización. En ese intento, el gozo con lo esplendente descubierto, se convierte en un hallazgo de relaciones y sentidos que se mueven en un espacio autónomo. Pero los ojos no han aprendido el abecedario en ninguna cartilla porque sus descubrimientos son espontáneos. Así dice Rafael Cadenas en Memorial: “El que enseñó a leer a los ojos/ borró el paraíso.” Por su profunda brevedad los aforismos de la Llama incesante son juegos de palabras de una gran riqueza poética. Esta propuesta del lenguaje se diferencia del haiku porque éste es un poema breve de la poesía tradicional japonesa, con métrica específica y su temática se refiere a la naturaleza. Mientras el aforismo se enciende en una concisión que desea enseñar algo celado en una verdad, con cierta agilidad crítica que invita a la reflexión del lector sin llegar a demostraciones de ninguna índole. El aforismo transmite el sentido de las cosas. Es una potencialidad semántica que se ofrece al lector. Oigamos las voces de algunos aforismos de La llama incesante en la sección “Hallazgos”. Walt Whitman, propicia el ritual de iniciación con sus Hojas de Hierba. El poema va en la búsqueda de los encuentros, de los misterios, de la luz; en fin, los aromas de la vida y de la muerte; tocata y fuga de la existencia. Cito: “Persigo un sueño y encuentro la trama de la existencia, el esplendor”, “Cuando dejo de ser la protagonista, encuentro lo sagrado”, “En la oscuridad vislumbro un haz de luz: la esperanza,” El misterio es inasible, sólo nos queda su aroma”, “Descubrí un lugar en mí que permanece sosegado ante los cambios”. Amigos, como en el dibujo de El Principito, los invito a descubrir el cordero que está dentro de la caja.
“El verbo enamorado” se alza con epígrafes de grandes poetas, Rafael Cadenas y Eugenio Montejo. La energía proteica de estos breves poemas está dedicada a reflexiones acerca de la palabra y la poesía, es otra instancia donde el lenguaje conjuga el sabor de su saber. El sabor nace de esas incontenibles y fulgurantes voces de los textos, se juntan saber decir y conocimiento y “aquello” instaurado en lo extralingüístico, el más allá del lenguaje. Es la palabra que se guarda. Ella puede esconder en el silencio de su brevedad, un poema, un discurso y un pensamiento filosófico que motive ratos de reflexión. Desde allí irradia musicalidad y silencio cuando concibe lo que está más allá del pensar .Por ejemplo: “El verbo es fuego que no cesa”, dice la poeta. Es cierto, cuando la mirada se levanta de la página los signos siguen fluyendo en el intelecto y en el corazón de los hombres. Estos aforismos nos hacen recordar poéticamente lo que hemos olvidado. Oigamos: “Hay palabras que atraviesan desiertos y suben rocas escarpadas sin perderse. Esas son las esenciales”, “El poeta rescata las palabras de la tiranía de los usos y significados establecidos. “La verdad última no puede ser dicha. La palabra se aproxima a ella sin tocarla”,

Entretanto, El misterio del fuego, se asoma en la página. La puerta se abre con un poema de El Cantar de los Cantares y un epígrafe de El lamento de Ariadna, de Edgar Vidaurre. Así dicen algunos aforismos: “El poder le teme al amor porque el amor no teme a nada”, “Sé lo que es la fealdad cuando me dejo arrastrar por la ira”. “Aprendí el arte de ver en tus ojos más allá de tus ojos”, “ El amor ama por encima de ser correspondido” El amor es lo predominante en este lugar de encuentro. El amor es un cuerpo que se imagina y se vive a través de la palabra. El lenguaje surge porque hay una erótica que es retórica también “ El incendio del alma” me lleva de la mano de Lao Tse con sus Meditaciones Hua Hu Ching. La poeta se expresa:”Vivo en tu misterio y permanezco en ti. Lleva mi ser al centro de tu Ser, quema mi alma en el fuego de tu Alma”, “Somos los invitados a la comunión del Verbo: amar por el amor de amar y ser por la pasión del ser”, “¿Cuál es la espada que ilumina la noche? La que corta la raíz del ego”. El encuentro con Dios, la búsqueda del espíritu Divino y el amor a su pasión recuerdan a la frase de Noé al ver la creación de Dios y la de Job al observar la restauración de su propia persona: “Señor: ¿Para qué existe un cielo sino para encontrarte?

La poeta Ida Gramcko, abre las celosías de “La conciencia en vigilia” para adentrarnos en aforismos referentes a los valores, la bondad, la justicia, la ética, la libertad. Se trata de ir a la otra orilla, a lo trascendente. Leamos: “No me alabes si vas a exigirme algo a cambio”, “Qué débil es aquél a quien los otros temen a causa de sus amenazas”, “El político que ofrece lo que no puede cumplir es un tonto. Pronto será repudiado”, “Respeto a quien me adversa para no convertirlo en mi enemigo” .En estos breves poemas el lenguaje se busca a sí mismo indaga con pasión en la semilla. La belleza de esta profunda brevedad, se cierra como flor diurna, hasta mañana que vuelve con sus fuegos a establecer un diálogo con el alma para liberarse del lenguaje. Entretanto, la llama sigue encendida como la fuerza creadora, espíritu, sabiduría intelectual y luz Divina.

Texto leído en el Festival de la Lectura de la Plaza Altamira, en Caracas, Abril de 2011, con motivo de la presentación del libro La llama incesante, Aforismos, de la escritora Carmen Cristina Wolf

Anuncios

Posted in Poesía Internacional, Siglo XXI | 1 Comment »

LUCILA PALACIOS

Posted by Carmen Cristina Wolf en abril 7, 2011

Por Roberto Lovera e Sola

El tema de la mujer, el dar voz a la mujer que estaba callada, fue uno de los temas de la novelista venezolana socio-mujerista de Lucila Palacios (1902-1994). Una mujer aparece en su primer libro Los buzos. (Caracas: Cooperativa de Artes Graficas, 1937. 512 p.); el mismo asunto, ahora mejor tratado, en un libro con una buena estructura novelesca, de la cual adolecían Los buzos, volvió a hacerse presente en Rebeldía. (Caracas: Editorial Elite, 1940. 154 p.). Aquella temática cuajó plenamente en Tres palabras y una mujer. (Caracas: Asociación Cultural Interamericana, 1944. 146 p.) en la cual una mujer sola, íngrima, sin palabras, sin derechos propios, sin libertad para elegir su propio destino libremente opuso la novelista a aquella que al menos dentro de sus fantasías, quimeras sexuales, logra ser libre y elegir a aquel con quien desea estar. Así dicho la novela conmovió el ambiente pacato, como era la Venezuela de los cuarenta en cuanto a libertad femenina, y fue acusada de poseer un “feminismo desquiciado” por el crítico padre Pedro Pablo Barnola (1907-1986) en el estudio que le consagro (Estudios critico literarios. Primera serie. Caracas: Editorial Cecilio Acosta, 1945, p.157-168) o de darle demasiada importancia a un problema que se desarrolla en la intimidad de Berta, su protagonista, la cual se conformó con la infidelidad imaginaria en vez de dar un paso hacia adelante, buscar y seguir al hombre que por ser un ser sensible rozó lo más hondo de su sensibilidad humana y erótica.

Pero allí se quedó. Las mujeres que se atrevieron a ser por ellas mismas vendrían mas tarde en el decurso de nuestra vida, y dentro del proceso de nuestra novela escrita por mujeres que lo sabrían registrar más adelante, cuando ello no fuera mera quimera sino una realidad, lo cual requería de la libertad de elección que Berta no tuvo o no supo encontrar. Es por ello que ella se quedó en el lugar de la que desea una nueva realidad, la que se rebela contra lo recibido pero nada hace por cambiarlo. Quizá por miedo y por incapacidad para vislumbrar su destino como fémina. Por ello se queda en la mera búsqueda, apenas sintiendo su piel (p. 22 y 23) en uno de los primeros registros del cuerpo femenino que hallamos en nuestra novela.

En Tres palabras… asistimos a ver a Berta. La novela toda gira alrededor de ella. Por ello la vemos, como indica Gloria Romero Downing,”feliz adolescente… la adorada novia de Alfonso, y de ilusionada esposa se transforma en una mujer frustrada y desilusionada que cuestiona su propia existencia” (Varios Autores: Escritura y desafío. Caracas: Monte Ávila Editores, 1996, p. 198). En ello reside el drama íntimo que se nos cuenta en Tres palabras…
Es por ello que Berta desea “desnudarle mi alma como le he desnudado mi cuerpo” (p.54) a Alfonso; por ello “¿Dónde estoy? ¿dónde estoy? Me pregunto…Al lado de mis padres no era yo misma, y al lado de mi marido no lo soy tampoco. Todos quieren imponerme el sello de su personalidad y anular la mía… Ellos también tratan de encauzar mi vida de acuerdo con la suya… Necesito irme. En qué sitio podré ponerme al abrigo de influencias extrañas a mi personalidad?” (p.66), por ello “esta angustia… retuerce mi corazón y es grito de protesta” (p.81), por ello no quiere ser esclava del hombre (p.112), no desea vivir como esposa sólo para vivir las tres palabras a la cuales alude el título: “Madre de familia” (p.142). Y esa búsqueda de independencia la lleva a traicionar, aunque sólo sea con su espíritu, porque en la realidad no se atreve a cambiar a Alfonso el esposo, en el cual solo habita la severidad, por Ricardo en quien encuentra la comprensión (p.113) y casi la pareja ideal (p.121). Esto último no llega a saberlo porque no se atreve a explorarlo, a vivirlo. Pero ante este hecho debemos leer a Tres palabras… en su espacio y en su tiempo. En ese momento bastaba con plantear la posibilidad. Pero aun, como casi siempre en nuestra novela, sobre todo en varios de los modernistas, el idilio con Ricardo transcurre en Macuto. Cortejo romántico, sentimental, no erótico.

Pero Berta no sólo despierta un día a la infelicidad matrimonial. Despierta así misma, por sí misma. Se da cuenta muy a tiempo cual es el encierro en el cual viven las mujeres (p.27 y 77). Tan recluida está que mucho es lo que le gusta andar por el techo de la casa pues allí se encuentra libre (p.32), tan libre como cuando anda en carro: libre por las calles, cuando se aventura por las callejuelas de un barrio pobre (p.58) o cuando se queda sola en Macuto. Donde conoce a Ricardo. Y se va allí huyendo de la única opción que se ofrecía a las mujeres en aquellos años: el matrimonio, que como es el caso de Berta se transforma en un martirio. Por ello se busca así misma, desea estar ante el hombre, ante el esposo, “como una mujer nueva” (p.54) como alguien por sí misma, con derechos propios, que pueda escoger lo que hará con su propia vida. Y ella protesta, se siente insegura, porque está en desacuerdo con las dos morales: una para los hombres, amplia y sin restricciones, otra para las mujeres prefijada, sin salidas, sin derechos, sin elección. Por ello se dice así misma: “Yo en cambio soy una mujer. ¿Se sabe lo que llevo por dentro?… dejadme, dejadme para ver lo que doy!” (p.60), por ello se pregunta cuál es su lugar (p.66).

Es por ello que Berta en su ser que siente el cuerpo, desea, tiene fantasías sexuales, hace el amor con el marido pensando en el otro (p.129 y 130), siente lo que es su juventud, la vive, vivencia su relación con Ricardo, lucha contra la severidad de la sociedad que la condena únicamente a ser “madre de familia”, las tres palabras del título, pues ella quiere otras alternativas, otras vivencias. Por ello algún día piensa seguir estudios universitarios. Por ello no le basta ser madre de familia ni le basta con seguir el consejo que le dan “Piensa en tu casa. Es suficiente para una mujer” (p.60).

Pese a todo ello, pese a sus pensamientos, a sus reflexiones no se atreve a romper con el esposo, a aventurarse, a rebelarse completamente, a buscar un destino propio.

Posted in Mujeres Notables, Narrativa | Leave a Comment »

NUEVO LIBRO: TESTIMONIOS DE ÉXITO

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 23, 2011

María Jesús D’Alessandro Bello es Magister en Psicología y Especialista en Asesoramiento y Desarrollo Humano, egresada de la Universidad Simón Bolívar, Caracas, Venezuela. Durante su trayectoria profesional ha desarrollado investigaciones científicas en el área de las ciencias sociales y ha planificado, ejecutado y evaluado programas sociales dirigidos al bienestar del adulto mayor. También ha expuesto los resultados de sus estudios científicos relacionados con el tema calidad de vida en la vejez en congresos, charlas y entrevistas llevadas a cabo en Venezuela y en el exterior.

María Jesús ha publicado un libro que lleva por título Testimonios de éxito. Se encuentra a la venta en las principales librerías del país: Tecni – ciencia libros, Las Novedades, El Buscón, Librería y Papelería Centro Plaza, La Libroteca, entre otras.

Después de varios años siendo María Jesús D’Alessandro Bello testigo de los diferentes tipos de envejecimiento: vejez exitosa, vejez normal y vejez patológica, su necesidad es ofrecernos su primer libro, Testimonios de éxito. Éste contiene 25 testimonios de quienes han alcanzado el éxito en Venezuela y viven una vejez exitosa, es decir, asociada a un alto funcionamiento cognitivo, capacidad física funcional, compromiso con la vida y responsabilidad social.

Mediante la lectura de las diferentes entrevistas, el lector tiene la oportunidad de acercarse a personas con experiencia y sabiduría, quienes de manera cálida, íntima, confidencial, sencilla y amena transmiten su percepción del éxito y su secreto, eso que jamás le han dicho a nadie. Además la autora presenta un análisis en el que expone de dónde parte el éxito de los entrevistados.

Ordenados de mayor a menor edad, los entrevistados fueron: Pedro Mendoza Goiticoa, Jacinto Convit García, Ramón José Velásquez Mujica, Ricardo Jorge Zuloaga Pérez, Flor Isava Fonseca, Armando Scannone Tempone, Luis Enrique Marcano Coello, Blas Bruni Celli, Carlos Rafael Silva Rodríguez, Rodolfo Tellería Villapol, Guillermo José Morón Montero, Antonio Clemente Heimerdinger, Manuel Barroso Orta, Miguel Martínez Miguélez, Armand Janssens, Helena Cabrera de Guillén, Yolanda Moreno, viuda de Rodríguez, Joaquín Alberto Lira Olivares, Maritza Izaguirre Porras, Guillermo Feo García, Alexis Guillermo Bello Aponte, Emeterio Gómez Marcano, Jesús María Aguirre, Heraclio Enrique Atencio Bello y Rafael José Aponte Álvarez, Cayito Aponte, el humorista, quien se negó a decir su edad. Sin embargo, afirmó ser de todos los entrevistados el más chiquito.

Posted in Biografías, Entrevistas | 1 Comment »

Carmen Cristina Wolf, cinco poemas inéditos

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 17, 2011

Del libro Atavíos y Haikus 2011

IV AUSENCIA

Los minerales permanecían mudos
sus contornos buscaban las formas

– aún no había tonos verdes

El germen de conciencia
se dejaba ceñir por los océanos

Se acercó, tenía fulgor de aurora en su mirada
mis manos fueron el refugio exacto de sus cabellos

Desde entonces –cuando vuelvo a este mundo
suelo sentir su ausencia

& & & & &

V MEMORIA

No he vuelto a ver sus ojos de mineral profundo

Él nombraba las cosas con sonidos graves y conocí la risa
su porte recordaba el vuelo del albatros y el tornasol del tigre

Íbamos solos perfectamente unidos

Desde entonces, asistí innumerables veces a nuestro nacimiento
Alguna vez asisto al esplendor

& & & & &

VI INFANCIA

Me encuentro entre los niños que abandonaron pronto los patines
y le fueron infieles a los cuentos por viajar en un tren de compromisos

Osar volver a ser
un corazón de pequeño latido
pasear de nuevo en el camión de los bomberos

Eso haré, si es posible
dibujaré un caballo estremecido de praderas
pintaré líneas de tiza en el garaje
para advertir al auto que detenga sus ruedas

Es el espacio de los pies desnudos
con cientos de caminos y tréboles irreverentes

& & & & &

VII AMANTE
No dejes caer la noche sin decírselo
La rosa no se avergüenza de velar
en lucidez al alba

Mejor un instante de atrevido sonrojo
a mil versos de sensata palidez

& & & & &

VIII EL ALMA
Dime, geranio del jardín

Sabes tú dónde se ha ido el alma?

El cuerpo ausente
y mis manos no alcanzan a bordar sus memorias

Ignoro dónde estás, alma mía
sólo espero que vayas en buen paso
No hables con el ruiseñor
perderías el vuelo hacia la umbría

No es tiempo aún
de encontrar el árbol del comienzo

Poemario inédito. Derechos reservados

Carmen Cristina Wolf nació en Caracas. Es poeta, ensayista y editora
Su blog: http://literaturayvida.blogsome.com

@literaturayvida

Posted in Poesía Venezolana | Leave a Comment »

Día de la Poesía 2011: Tres poemas

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 15, 2011

LA NÓMADA DEL MAR
De María Isabel Novillo

Son una comunidad de gente mayor. Maduros.
Homeless. Sin hogar.
No deambulan por las calles: son nómadas del mar.

La anciana pescadora cocina raíces parecidas a ñame,
a ocumo, a yuca. Un pequeño fogón circular, un aro metálico de llanta.
Atados de ramas y cortezas secas para la lumbre.
Un abanico de palma. Un lienzo blanco de toldo.

Sobre su canoa, todo ordenado. Austero y ordenado.

Su casa es el mar.

Su camino: una porción de costas, arrecifes bajos
ya desgastados por la erosión, bordeando las islas
invadidas por el turismo y la pesca industrial.

Pocas cosas en su barca. Pocos puntos que no estén ya tocados
donde hacer pie y reponer las aguas.

Su habilidad con los remos es igual de elegante
que la forma en que fuma su pipa de caña larga.

Unos ojos hermosos, sin cansancio ni pena.
Absoluta compostura en su figura esbelta. Algo poderoso.

Pesca con una cometa.
La cometa se mueve y así el anzuelo atrae
a los peces voladores: le gusta comer sus aletas.

Acepta un cigarro.
Dice que no soporta la tierra.

-Yo, nunca quise…

comenzó a explicar y titubeó con sus recuerdos.

Así, cambiando la entonación de la frase, corrigió:

-Yo nunca supe vivir en lo firme.
María Isabel Novillo
Del libro Labor de Mujeres

HIMNO A HATHOR
De María Isabel Novillo

“ Hathor, Hija del Sol, que resides ante Él.
La del Rostro Bello, en la nave de millones de años.
Dueña de Paz, Legisladora en la embarcación
de los favoritos.
Dános nuestro Ser entre las vivientes y haz que regresemos
de vuelta al Sol.
Dí Tú: la felicidad de ellas, corre de mi cargo.
Dispón que la Fuerza Divina nos preceda.
Míranos con alegría, Tú la Bella, a nosotras,
Que barrimos la oscuridad
Y dimos el pecho con el corazón tranquilo”
María Isabel Novillo
Del libro Labor de Mujeres

PODER

De Adrienne Rich

… Hoy estuve leyendo sobre Marie Curie:
debió saber que sufría
de una enfermedad radioactiva
su cuerpo bombardeado durante años
por el elemento que había purificado

Parece que negó hasta el fin
el origen de las cataratas de sus ojos
la piel agrietada y supurante
de las yemas de sus dedos
hasta que ya no pudo sostener
un tubo de ensayo o un lápiz en las manos

Murió una célebre mujer negando
sus heridas
negando
que sus heridas provenían
de la misma fuente que su poder

Posted in Mujeres Notables, Poesía Internacional | Leave a Comment »

Abrazando el Cisne negro en el mes de la Mujer

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 8, 2011

Por Ana María Velázquez

El viaje femenino es un viaje hacia las profundidades del alma. Es sólo allí donde se produce el encuentro de la mujer con sus propias fuerzas arcaicas y sombrías. En esas fuerzas sombrías es donde encuentra su enorme poder creativo, ellas son las que le permiten experimentar su pasión artística y asumir su libertad a plenitud. Como en la película El Cisne negro, del director Darren Aronofsk, lo virginal de la protagonista, Nina, su anhelo de perfección basado erróneamente en la pureza es, precisamente, lo que le impide alcanzar su máximo potencial para interpretar el papel principal en el ballet “El lago de los cisnes”, de Tchaikovsky. Su danza es carente de pasión, de verdadera emoción. Su creación está condicionada a la techné, a la técnica, más que a su deseo, por eso vive totalmente dedicada a la danza, sin permitirse nada más.
Todo lo contrario ocurre con Lily, otra bailarina que encarna su sombra, aquellos aspectos desconocidos que el ser humano no ve en sí, pero que se perciben en los demás como amenazantes y peligrosos. Lily está plenamente conectada a su sensualidad y, por lo tanto, disfruta enormemente el amor, la fiesta, el baile, su arte se basa en el disfrute del hecho estético, permitiéndose introducir el juego y la dispersión, en vez de aferrarse a la técnica. En medio de las dos bailarinas aparece la figura masculina como una figura iniciática. Thomas Leroy, el director de la compañía de ballet, es el mediador entre el mundo virginal de Nina y el mundo erótico de Lily, un individuo que impulsa constantemente a Nina hacia su máximo logro. Con aspectos de fijación con la figura materna y un final espectacular en el que Nina logra integrar dentro de sí, después de un proceso doloroso, sus energías eróticas, logrando la adoración de un público que queda impactado por sus dos interpretaciones, la del cisne blanco, hermoso, pero frío, y la del cisne negro, lleno de una energía espectacular que hace que le “nazcan alas”, una metáfora del alcance de su libertad. El director logra así recrear el viaje femenino en toda su extensión, no sólo el viaje de la mujer artista sino el de toda mujer que necesite hacer contacto con lo desconocido de sí misma para enfrentar a un “público”, es decir, a la sociedad toda en el gran teatro del mundo, y dar lo mejor. La película es un reconocimiento del poder de lo femenino y de su capacidad de transformar la angustia, el dolor y la oscuridad en algo valioso para la mujer.
Hoy, en especial, Día de la Mujer, y en todo el mes de Marzo, mes de la mujer, es importante reflexionar sobre estos aspectos y proponernos concederle el espacio necesario a todas las fuerzas ancestrales y sagradas que conforman lo femenino.

* * *
Ana María Velásquez es ensayista, poeta e investigadora. Ha obtenido un gran éxito con sus libros de relatos, Creí que me besarías antes de partir y Con los ojos abiertos. Es integrante del Círculo de Escritores de Venezuela.
Ana María ganó el Premio de Poesía 2011 de Latin Heritage Foundation, Estados Unidos.
Felicitamos a la escritora venezolana por haber obtenido el premio, que consiste en la publicación del poema ganador en la antología Una isla en la isla a ser distribuida en Estados Unidos e Inglaterra. También fueron selccionados los autores venezolanos Pedro Segundo Yajure, Damelis Brito, Rosalinda Mariño, Urbano Antonio Durán.

Posted in Mujeres Notables | 1 Comment »

Isabela Méndez: Tras los ojos

Posted by Carmen Cristina Wolf en febrero 21, 2011


Isabela Méndez es actriz, cantante, escritora y narradora oral venezolana. Formada en Venezuela y Nueva York. Reside en España.
Las Editoras le expresamos las más expresiveas gracias por permitir la publicación de este texto.

Si tiemblan tus manos ¿cómo dejarte partir?, me quedaría a tu lado abrazándote. Cuando estuvieras sereno te acompañaría hasta el dintel de la puerta y te ayudaría encorvarte lo justo para que entraras en la casa de los sueños. Pero si hiciera eso, el resto de los viajeros quedarían estancados y, tampoco tendría la garantía de que una vez acunado por mí, quisieras o pudieras marcharte.
Tuve que llevarte hasta la entrada de la cabañita e ir por el siguiente viajero.
¿Sentiste a las dos musas que allí estaban para conducirte hasta ti?
¿Pudiste aceptar la venda en tus ojos, o fue demasiado grande el paisaje que contemplaste en tu interior y tuviste que ver hacia afuera?
¡Es enorme el desafío! En ese pequeño trecho proponemos penumbras, mujeres que hilan a ciegas, tejen la paciencia, junto a un perro tendido que solo con “ser” pronuncia un discurso poderoso. Luego la casita con sus tejas de papel y paredes de tela simulando un barco de vela que zarpa hacia aguas internas, surgidas al tapar los ojos.
El viaje de los poros, que de pronto perciben lo de siempre como un hallazgo, roces humanos y vegetales, tierra y objetos sepultados en la memoria común. Los olores de una cocina, las charlas a media voz entre cortes de alimentos, sonidos de cascadas leves, sopa, saludos, una canción de cumpleaños.
Sobrevienen pasos, una melodía y un piano. A ciegas, todos bailan, la pianista dibuja su vida sobre el piano, yo canto la mía a su lado. Al final, se descorre la venda y un mundo de ropa tendida recibe al viajero. Muebles fantásticos, vasijas, garrafones, y la abuela que reparte tisana para calentar las manos y saborear lo mucho que se ha recorrido. La tejedora ciega junto a otras mujeres, musitan algunos acentos extranjeros y sin embargo cercanos. Al final, papel y lápiz para dejar vestigio de lo indescifrable y un eco que se aleja.
Título del escrito: Tras los ojos
Escrito por Isabela Méndez ®
Dedicado a los compañeros que participaron en “EL PRIMER BALL” y a “EL TEATRO DE LOS SENTIDOS”. También a los viajeros que pasaron por nuestro laberinto.
Hacer teatro y poesía con el otro, y encontrar paisajes en la ceguera es un regalo.

Fuente: http://isabelamendez.wordpress.com

Posted in Mujeres Notables, Siglo XXI | 1 Comment »

Poema de Marcia Ottaviani

Posted by Carmen Cristina Wolf en febrero 21, 2011

EN LAS LÍNEAS DE LA PALMA DE SU MANO
SE LEE:
LA MAREJADA PENETRARÁ SU ENCIERRO
Y EN LA PLENITUD DE LA MAREA SU ALMA SERÁ ARRASADA,
LUEGO LA MEDIA LUNA LA OLVIDARÁ DE UN SOLO TAJO.

PIRÁMIDE INVERTIDA
PIES DESNUDOS
CONJUNCIÓN DE CLARIDADES.

EL LARGO RODEO ESTARÁ MUY CERCA
LAS GRIETAS EN SU MEMORIA
LE RECORDARÁN QUE NADIE VENDRÁ
ENTONCES SE ESTABLECERÁ UNA LUZ DISTINTA
QUE OCULTARÁ SU ESTREMECIMIENTO.

Marcia Ottaviani
Participó en los talleres literarios de Rafael Arráiz Lucca en la Galeria de Arte nacional y luego en Monte Avila en La Castellana.
Nació en Camagüey, Cuba. Llegó a Venezuela en 1970.

Publicaciones
KIKALIA, 1997. Ha sido incluida en la ANTOLOGIA DEL CIRCULO DE ESCRITORES DE VENEZUELA

Con varios libros ineditos.

Gracias a la poeta Marcia Ottaviani por permitir la publicación de este poema. Las Editoras

Posted in Poesía Internacional | 2 Comments »

Carmen Cristina Wolf: Tres poemas inéditos

Posted by Carmen Cristina Wolf en febrero 15, 2011

Carmen Cristina Wolf. Caracas


I LA CASA

¿Es ciego el giro de la casa
tan solitaria y huérfana?

Será que se detiene algunos días
sin darnos cuenta
se acicala con campos de espigas
trae consuelo a dolores antiguos

La mecedora de la abuela levita suavemente
la persiana se mueve
.-.-.-.-
en clave morse

se balancea el móvil de corales

Millones de mensajes cruzan el corredor
sin golpear los retratos
provenientes de los siete confines

El aire se recrea con murmullos del twitter
salidos de laptops relucientes

El caserón de todos, no sabemos por qué
guarda el enigma
desde su pétrea hondura

le gusta cambiarse los vestidos
y lavarse la cara de pisadas maléficas
o besarse ella misma las memorias

Acostumbro, algunos días soleados
acariciar los prados y dejarme
cobijar por la sombra

de las interminables filas de palmeras

mientras cientos de pies dejan huella impaciente
en los portales, apenas entran y ya van saliendo
para dejarse caer un día u otro
en su regazo interminable

Me acostumbré a vivir
con un pie en su morada

y otro en el infinito

II ORIGEN

Eres el sueño de aquél
en quien florecen siempre las palabras

Entre piedras que exudaban templanza,
caíste millares de veces en las playas de todos los océanos

Cuando aún no existía el cántaro ni el día,
se cumplió el ritual de la gota de luz en la penumbra

Sudaste al calor de ríos de lava y al frío de las cavernas
confundida entre hipocampos y corales
enredada en aletas de peces sin mirada

Las tortugas gigantes llevaban en sus casas
grabadas las señales del que sería tu cuerpo y el de todos

Había un itinerario
en el centro del alma, era fácil sentirlo
casi imposible hallarlo persiguiendo las sombras

Era extravío seguro atarse a los deseos

III PROMESA

Traje conmigo algunas piedras de la ciudad perdida
y un puñado de versos sin destino

Respirar lo imposible, no esperar noticias
recrearse en la experiencia de la sed
El oleaje aparenta una conversación con las otras máscaras

Mejor no oír su voz, quebrantaría el inquieto sosiego del mar
Si los sueños dejaran de serlo se perdería el gozo de la promesa

La espera, un eterno comienzo

Casi miré en celaje el vuelo de sus cabellos a través de la vidriera

Recé para que no fueras tú. Así nunca te poseería del todo

El vuelo del alma no debe caer abatido en la piedra más honda.

El oficio, aguardar
en la ciudad que se abre al horizonte

Del libro inédito ATAVÍOS, 2ª edición, derechos de autor registrados

Posted in Poesía Venezolana | Leave a Comment »

La salud y las emociones

Posted by Carmen Cristina Wolf en febrero 5, 2011

Entrevista al Dr. Jorge Carvajal
Médico Cirujano de la UNIVERSIDAD DE ANDALUCÍA – ESPAÑA
Pionero de la Medicina Bioenergética
Marzo 10, 2009

¿Qué enferma primero, el cuerpo o el alma?
El alma no puede enfermar, porque es lo que hay perfecto en ti, el alma evoluciona, aprende. En realidad, buena parte de las enfermedades son todo lo contrario: son la resistencia del cuerpo emocional y mental al alma. Cuando nuestra personalidad se resiste al designio del alma es cuando enfermamos.

La Salud y Las Emociones

¿Hay emociones perjudiciales para la salud? ¿Cuáles son las que más nos perjudican?
Un 70 por ciento de las enfermedades del ser humano vienen del campo de conciencia emocional. Las enfermedades muchas veces proceden de emociones no procesadas, no expresadas, reprimidas. El temor, que es la ausencia de amor, es la gran enfermedad, el común denominador de buena parte de las enfermedades que hoy tenemos. Cuando el temor se queda congelado afecta al riñón, a las glándulas suprarrenales, a los huesos, a la energía vital, y puede convertirse en pánico.

¿Nos hacemos los fuertes y descuidamos nuestra salud?
De héroes están llenos los cementerios. Te tienes que cuidar. Tienes tus límites, no vayas más allá. Tienes que reconocer cuáles son tus límites y superarlos porque si no los reconoces, vas a destruir tu cuerpo.

¿Cómo nos afecta la ira?
La ira es santa, es sagrada, es una emoción positiva porque te lleva a la autoafirmación, a la búsqueda de tu territorio, a defender lo que es tuyo, lo que es justo. Pero cuando la ira se vuelve irritabilidad, agresividad, resentimiento, odio, se vuelve contra ti, y afecta al hígado, la digestión, el sistema inmunológico.

¿La alegría por el contrario nos ayuda a estar sanos?
La alegría es la más bella de las emociones porque es la emoción de la inocencia, del corazón, y es la más sanadora de todas, porque no es contraria a ninguna otra. Un poquito de tristeza con alegría escribe poemas. La alegría con miedo nos lleva a contextualizar el miedo y a no darle tanta importancia.

¿La alegría suaviza el ánimo?
Sí, la alegría suaviza todas las otras emociones porque nos permite procesarlas desde la inocencia. La alegría pone al resto de las emociones en contacto con el corazón y les da un sentido ascendente. Las canaliza para que lleguen al mundo de la mente.

¿Y la tristeza?
La tristeza es un sentimiento que puede llevarte a la depresión cuando te envuelves en ella y no la expresas, pero también puede ayudarte. La tristeza te lleva a contactar contigo mismo y a restaurar el control interno. Todas las emociones negativas tienen su propio aspecto positivo, las hacemos negativas cuando las reprimimos.

¿Es mejor aceptar esas emociones que consideramos negativas como parte de uno mismo?
Como parte para transformarlas, es decir, cuando se aceptan fluyen, y ya no se estancan, y se pueden transmutar. Tenemos que canalizarlas para que lleguen desde el corazón hasta la cabeza. ¡Qué difícil! Sí, es muy difícil. Realmente las emociones básicas son el amor y el temor (que es ausencia de amor), así que todo lo que existe es amor, por exceso o defecto. Constructivo o destructivo. Porque también existe el amor que se aferra, el amor que sobreprotege, el amor tóxico, destructivo.

¿Cómo prevenir la enfermedad?
Somos creadores, así que yo creo que la mejor forma es creando salud. Y si creamos salud no tendremos ni que prevenir la enfermedad ni que atacarla, porque seremos salud.

¿ Y si aparece la enfermedad?
Pues tendremos que aceptarla porque somos humanos. También enfermó Krishnamurti de un cáncer de páncreas y no era nadie que llevara una vida desordenada. Mucha gente muy valiosa espiritualmente ha enfermado. Debemos explicarlo para aquellos que creen que enfermar es fracasar. El fracaso y el éxito son dos maestros, pero nada más. Y cuando tú eres el aprendiz, tienes que aceptar e incorporar la lección de la enfermedad en tu vida. Cada vez más personas sufren ansiedad. La ansiedad es un sentimiento de vacío, que a veces se vuelve un hueco en el estómago, una sensación de falta de aire. Es un vacío existencial que surge cuando buscamos fuera en lugar de buscar dentro. Surge cuando buscamos en los acontecimientos externos, cuando buscamos muletas, apoyos externos, cuando no tenemos la solidez de la búsqueda interior. Si no aceptamos la soledad y no nos convertimos en nuestra propia compañía, vamos a experimentar ese vacío y vamos a intentar llenarlo con cosas y posesiones. Pero como no se puede llenar con cosas, cada vez el vacío aumenta.

¿Y qué podemos hacer para liberarnos de esa angustia?
La angustia no se puede pasar comiendo chocolate, o con más calorías, o buscando un príncipe azul afuera. La angustia se pasa cuando entras en tu interior, te aceptas como eres y te reconcilias contigo mismo. La angustia viene de que no somos lo que queremos ser, pero tampoco lo que somos, entonces estamos en el “debería ser”, y no somos ni lo uno ni lo otro. El estrés es otro de los males de nuestra época. El estrés viene de la competitividad, de que quiero ser perfecto, quiero ser mejor, de que quiero dar una nota que no es la mía, de que quiero imitar. Y realmente sólo se puede competir cuando decides ser tu propia competencia, es decir, cuando quieres ser único, original, auténtico, no una fotocopia de nadie. El estrés destructivo perjudica el sistema inmunológico. Pero un buen estrés es una maravilla, porque te permite estar alerta y despierto en las crisis, y poder aprovecharlas como una oportunidad para emerger a un nuevo nivel de conciencia.

¿Qué nos recomendaría para sentirnos mejor con nosotros mismos?
La soledad. Estar con uno mismo cada día es maravilloso. Estar 20 minutos con uno mismo es el comienzo de la meditación; es tender un puente hacia la verdadera salud; es acceder al altar interior, al ser interior. Mi recomendación es que la gente ponga su despertador 20 minutos antes para no robarle tiempo a sus ocupaciones. Si dedicas, no el tiempo que te sobra, sino esos primeros minutos de la mañana, cuando estás fresco y descansado, a meditar, esa pausa te va a recargar, porque en la pausa habita el potencial del alma.

¿Qué es para usted la felicidad?
Es la esencia de la vida. Es el sentido mismo de la vida, encarnamos para ser felices, no para otra cosa. Pero la felicidad no es placer, es integridad. Cuando todos los sentidos se consagran al ser, podemos ser felices. Somos felices cuando creemos en nosotros, cuando confiamos en nosotros, cuando nos encomendamos transpersonalmente a un nivel que trasciende el pequeño yo o el pequeño ego. Somos felices cuando tenemos un sentido que va más allá de la vida cotidiana, cuando no aplazamos la vida, cuando no nos desplazamos a nosotros mismos, cuando estamos en paz y a salvo con la vida y con nuestra conciencia.
Vivir el Presente

¿Es importante vivir en el presente? ¿Cómo lograrlo?
Dejamos ir el pasado y no hipotecamos la vida a las expectativas de futuro cuando nos volcamos en el ser y no en el tener. Yo me digo que la felicidad tiene que ver con la realización, y ésta con la capacidad de habitar la realidad. Y vivir en realidad es salir del mundo de la confusión.

¿Tan confundidos estamos, en su opinión?
Tenemos tres ilusiones enormes que nos confunden. Primero creemos que somos un cuerpo y no un alma, cuando el cuerpo es el instrumento de la vida y se acaba con la muerte. Segundo, creemos que el sentido de la vida es el placer; pero a más placer no hay más felicidad, sino más dependencia. Placer y felicidad no es lo mismo. Hay que consagrar el placer a la vida y no la vida al placer. La tercera ilusión es el poder; creemos tener el poder infinito de vivir.

¿Y qué necesitamos realmente para vivir?, ¿acaso el amor?
El amor, tan traído y tan llevado, y tan calumniado, es una fuerza renovadora. El amor es magnífico porque crea cohesión. En el amor todo está vivo, como un río que se renueva a sí mismo. En el amor siempre uno puede renovarse, porque todo lo ordena. En el amor no hay usurpación, no hay desplazamiento, no hay miedo, no hay resentimiento, porque cuando tú te ordenas porque vives el amor, cada cosa ocupa su lugar, y entonces se restaura la armonía. Ahora, desde la perspectiva humana, lo asimilamos con la debilidad, pero el amor no es débil. Nos debilita cuando entendemos que alguien a quien amamos no nos ama. Hay una gran confusión en nuestra cultura. Creemos que sufrimos por amor, que nuestras catástrofes son por amor. pero no es por amor, es por enamoramiento, que es una variedad del apego. Eso que llamamos habitualmente amor es una droga. Igual que se depende de la cocaína, la marihuana o la morfina, también se depende del enamoramiento. Es una muleta para apoyarse, en vez de llevar a alguien en mi corazón para liberarlo y liberarme.

El verdadero amor tiene una esencia fundamental que es la libertad, y siempre conduce a la libertad. Pero a veces nos sentimos atados a un amor. Si el amor conduce a la dependencia es Eros. Eros es un fósforo, y cuando lo enciendes se te consume rápidamente, en dos minutos ya te quemas el dedo. Hay muchos amores que son así, pura chispa. Aunque esa chispa puede servir para encender el leño del verdadero amor. Cuando el leño está encendido produce el fuego. Ese es el amor impersonal, que produce luz y calor.

¿Puede darnos algún consejo para alcanzar el amor verdadero?
Solamente la verdad. Confía en la verdad; no tienes que ser como la princesa de los sueños del otro, no tienes que ser ni más ni menos de lo que eres. Tienes un derecho sagrado, que es el derecho a equivocarte; tienes otro, que es el derecho a perdonar, porque el error es tu maestro. Ámate, sincérate y considérate.. Si tú no te quieres, no vas a encontrar a nadie que te pueda querer. El amor produce amor. Si te amas, vas a encontrar el amor. Si no, vacío. Pero nunca busques una migaja; eso es indigno de ti. La clave entonces es amarse a sí mismo. Y al prójimo como a ti mismo. Si no te amas a ti, no amas a Dios, ni a tu hijo, porque te estás apegando, estás condicionando al otro. Acéptate como eres; lo que no aceptamos no lo podemos transformar, y la vida es una corriente de transformación permanente.

Posted in Entrevistas | Leave a Comment »