Mujeresescritoras

Just another WordPress.com weblog

Archive for the ‘Mujeres Notables’ Category

Luz Machado: Mirada que vigila lo efímero y lo eterno

Posted by Carmen Cristina Wolf en abril 19, 2014

Luz Machado: Mirada que vigila lo efímero y lo eterno.

Posted in Ensayo, Mujeres Notables | Leave a Comment »

LUCILA PALACIOS

Posted by Carmen Cristina Wolf en abril 7, 2011

Por Roberto Lovera e Sola

El tema de la mujer, el dar voz a la mujer que estaba callada, fue uno de los temas de la novelista venezolana socio-mujerista de Lucila Palacios (1902-1994). Una mujer aparece en su primer libro Los buzos. (Caracas: Cooperativa de Artes Graficas, 1937. 512 p.); el mismo asunto, ahora mejor tratado, en un libro con una buena estructura novelesca, de la cual adolecían Los buzos, volvió a hacerse presente en Rebeldía. (Caracas: Editorial Elite, 1940. 154 p.). Aquella temática cuajó plenamente en Tres palabras y una mujer. (Caracas: Asociación Cultural Interamericana, 1944. 146 p.) en la cual una mujer sola, íngrima, sin palabras, sin derechos propios, sin libertad para elegir su propio destino libremente opuso la novelista a aquella que al menos dentro de sus fantasías, quimeras sexuales, logra ser libre y elegir a aquel con quien desea estar. Así dicho la novela conmovió el ambiente pacato, como era la Venezuela de los cuarenta en cuanto a libertad femenina, y fue acusada de poseer un “feminismo desquiciado” por el crítico padre Pedro Pablo Barnola (1907-1986) en el estudio que le consagro (Estudios critico literarios. Primera serie. Caracas: Editorial Cecilio Acosta, 1945, p.157-168) o de darle demasiada importancia a un problema que se desarrolla en la intimidad de Berta, su protagonista, la cual se conformó con la infidelidad imaginaria en vez de dar un paso hacia adelante, buscar y seguir al hombre que por ser un ser sensible rozó lo más hondo de su sensibilidad humana y erótica.

Pero allí se quedó. Las mujeres que se atrevieron a ser por ellas mismas vendrían mas tarde en el decurso de nuestra vida, y dentro del proceso de nuestra novela escrita por mujeres que lo sabrían registrar más adelante, cuando ello no fuera mera quimera sino una realidad, lo cual requería de la libertad de elección que Berta no tuvo o no supo encontrar. Es por ello que ella se quedó en el lugar de la que desea una nueva realidad, la que se rebela contra lo recibido pero nada hace por cambiarlo. Quizá por miedo y por incapacidad para vislumbrar su destino como fémina. Por ello se queda en la mera búsqueda, apenas sintiendo su piel (p. 22 y 23) en uno de los primeros registros del cuerpo femenino que hallamos en nuestra novela.

En Tres palabras… asistimos a ver a Berta. La novela toda gira alrededor de ella. Por ello la vemos, como indica Gloria Romero Downing,”feliz adolescente… la adorada novia de Alfonso, y de ilusionada esposa se transforma en una mujer frustrada y desilusionada que cuestiona su propia existencia” (Varios Autores: Escritura y desafío. Caracas: Monte Ávila Editores, 1996, p. 198). En ello reside el drama íntimo que se nos cuenta en Tres palabras…
Es por ello que Berta desea “desnudarle mi alma como le he desnudado mi cuerpo” (p.54) a Alfonso; por ello “¿Dónde estoy? ¿dónde estoy? Me pregunto…Al lado de mis padres no era yo misma, y al lado de mi marido no lo soy tampoco. Todos quieren imponerme el sello de su personalidad y anular la mía… Ellos también tratan de encauzar mi vida de acuerdo con la suya… Necesito irme. En qué sitio podré ponerme al abrigo de influencias extrañas a mi personalidad?” (p.66), por ello “esta angustia… retuerce mi corazón y es grito de protesta” (p.81), por ello no quiere ser esclava del hombre (p.112), no desea vivir como esposa sólo para vivir las tres palabras a la cuales alude el título: “Madre de familia” (p.142). Y esa búsqueda de independencia la lleva a traicionar, aunque sólo sea con su espíritu, porque en la realidad no se atreve a cambiar a Alfonso el esposo, en el cual solo habita la severidad, por Ricardo en quien encuentra la comprensión (p.113) y casi la pareja ideal (p.121). Esto último no llega a saberlo porque no se atreve a explorarlo, a vivirlo. Pero ante este hecho debemos leer a Tres palabras… en su espacio y en su tiempo. En ese momento bastaba con plantear la posibilidad. Pero aun, como casi siempre en nuestra novela, sobre todo en varios de los modernistas, el idilio con Ricardo transcurre en Macuto. Cortejo romántico, sentimental, no erótico.

Pero Berta no sólo despierta un día a la infelicidad matrimonial. Despierta así misma, por sí misma. Se da cuenta muy a tiempo cual es el encierro en el cual viven las mujeres (p.27 y 77). Tan recluida está que mucho es lo que le gusta andar por el techo de la casa pues allí se encuentra libre (p.32), tan libre como cuando anda en carro: libre por las calles, cuando se aventura por las callejuelas de un barrio pobre (p.58) o cuando se queda sola en Macuto. Donde conoce a Ricardo. Y se va allí huyendo de la única opción que se ofrecía a las mujeres en aquellos años: el matrimonio, que como es el caso de Berta se transforma en un martirio. Por ello se busca así misma, desea estar ante el hombre, ante el esposo, “como una mujer nueva” (p.54) como alguien por sí misma, con derechos propios, que pueda escoger lo que hará con su propia vida. Y ella protesta, se siente insegura, porque está en desacuerdo con las dos morales: una para los hombres, amplia y sin restricciones, otra para las mujeres prefijada, sin salidas, sin derechos, sin elección. Por ello se dice así misma: “Yo en cambio soy una mujer. ¿Se sabe lo que llevo por dentro?… dejadme, dejadme para ver lo que doy!” (p.60), por ello se pregunta cuál es su lugar (p.66).

Es por ello que Berta en su ser que siente el cuerpo, desea, tiene fantasías sexuales, hace el amor con el marido pensando en el otro (p.129 y 130), siente lo que es su juventud, la vive, vivencia su relación con Ricardo, lucha contra la severidad de la sociedad que la condena únicamente a ser “madre de familia”, las tres palabras del título, pues ella quiere otras alternativas, otras vivencias. Por ello algún día piensa seguir estudios universitarios. Por ello no le basta ser madre de familia ni le basta con seguir el consejo que le dan “Piensa en tu casa. Es suficiente para una mujer” (p.60).

Pese a todo ello, pese a sus pensamientos, a sus reflexiones no se atreve a romper con el esposo, a aventurarse, a rebelarse completamente, a buscar un destino propio.

Posted in Mujeres Notables, Narrativa | Leave a Comment »

Día de la Poesía 2011: Tres poemas

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 15, 2011

LA NÓMADA DEL MAR
De María Isabel Novillo

Son una comunidad de gente mayor. Maduros.
Homeless. Sin hogar.
No deambulan por las calles: son nómadas del mar.

La anciana pescadora cocina raíces parecidas a ñame,
a ocumo, a yuca. Un pequeño fogón circular, un aro metálico de llanta.
Atados de ramas y cortezas secas para la lumbre.
Un abanico de palma. Un lienzo blanco de toldo.

Sobre su canoa, todo ordenado. Austero y ordenado.

Su casa es el mar.

Su camino: una porción de costas, arrecifes bajos
ya desgastados por la erosión, bordeando las islas
invadidas por el turismo y la pesca industrial.

Pocas cosas en su barca. Pocos puntos que no estén ya tocados
donde hacer pie y reponer las aguas.

Su habilidad con los remos es igual de elegante
que la forma en que fuma su pipa de caña larga.

Unos ojos hermosos, sin cansancio ni pena.
Absoluta compostura en su figura esbelta. Algo poderoso.

Pesca con una cometa.
La cometa se mueve y así el anzuelo atrae
a los peces voladores: le gusta comer sus aletas.

Acepta un cigarro.
Dice que no soporta la tierra.

-Yo, nunca quise…

comenzó a explicar y titubeó con sus recuerdos.

Así, cambiando la entonación de la frase, corrigió:

-Yo nunca supe vivir en lo firme.
María Isabel Novillo
Del libro Labor de Mujeres

HIMNO A HATHOR
De María Isabel Novillo

“ Hathor, Hija del Sol, que resides ante Él.
La del Rostro Bello, en la nave de millones de años.
Dueña de Paz, Legisladora en la embarcación
de los favoritos.
Dános nuestro Ser entre las vivientes y haz que regresemos
de vuelta al Sol.
Dí Tú: la felicidad de ellas, corre de mi cargo.
Dispón que la Fuerza Divina nos preceda.
Míranos con alegría, Tú la Bella, a nosotras,
Que barrimos la oscuridad
Y dimos el pecho con el corazón tranquilo”
María Isabel Novillo
Del libro Labor de Mujeres

PODER

De Adrienne Rich

… Hoy estuve leyendo sobre Marie Curie:
debió saber que sufría
de una enfermedad radioactiva
su cuerpo bombardeado durante años
por el elemento que había purificado

Parece que negó hasta el fin
el origen de las cataratas de sus ojos
la piel agrietada y supurante
de las yemas de sus dedos
hasta que ya no pudo sostener
un tubo de ensayo o un lápiz en las manos

Murió una célebre mujer negando
sus heridas
negando
que sus heridas provenían
de la misma fuente que su poder

Posted in Mujeres Notables, Poesía Internacional | Leave a Comment »

Abrazando el Cisne negro en el mes de la Mujer

Posted by Carmen Cristina Wolf en marzo 8, 2011

Por Ana María Velázquez

El viaje femenino es un viaje hacia las profundidades del alma. Es sólo allí donde se produce el encuentro de la mujer con sus propias fuerzas arcaicas y sombrías. En esas fuerzas sombrías es donde encuentra su enorme poder creativo, ellas son las que le permiten experimentar su pasión artística y asumir su libertad a plenitud. Como en la película El Cisne negro, del director Darren Aronofsk, lo virginal de la protagonista, Nina, su anhelo de perfección basado erróneamente en la pureza es, precisamente, lo que le impide alcanzar su máximo potencial para interpretar el papel principal en el ballet “El lago de los cisnes”, de Tchaikovsky. Su danza es carente de pasión, de verdadera emoción. Su creación está condicionada a la techné, a la técnica, más que a su deseo, por eso vive totalmente dedicada a la danza, sin permitirse nada más.
Todo lo contrario ocurre con Lily, otra bailarina que encarna su sombra, aquellos aspectos desconocidos que el ser humano no ve en sí, pero que se perciben en los demás como amenazantes y peligrosos. Lily está plenamente conectada a su sensualidad y, por lo tanto, disfruta enormemente el amor, la fiesta, el baile, su arte se basa en el disfrute del hecho estético, permitiéndose introducir el juego y la dispersión, en vez de aferrarse a la técnica. En medio de las dos bailarinas aparece la figura masculina como una figura iniciática. Thomas Leroy, el director de la compañía de ballet, es el mediador entre el mundo virginal de Nina y el mundo erótico de Lily, un individuo que impulsa constantemente a Nina hacia su máximo logro. Con aspectos de fijación con la figura materna y un final espectacular en el que Nina logra integrar dentro de sí, después de un proceso doloroso, sus energías eróticas, logrando la adoración de un público que queda impactado por sus dos interpretaciones, la del cisne blanco, hermoso, pero frío, y la del cisne negro, lleno de una energía espectacular que hace que le “nazcan alas”, una metáfora del alcance de su libertad. El director logra así recrear el viaje femenino en toda su extensión, no sólo el viaje de la mujer artista sino el de toda mujer que necesite hacer contacto con lo desconocido de sí misma para enfrentar a un “público”, es decir, a la sociedad toda en el gran teatro del mundo, y dar lo mejor. La película es un reconocimiento del poder de lo femenino y de su capacidad de transformar la angustia, el dolor y la oscuridad en algo valioso para la mujer.
Hoy, en especial, Día de la Mujer, y en todo el mes de Marzo, mes de la mujer, es importante reflexionar sobre estos aspectos y proponernos concederle el espacio necesario a todas las fuerzas ancestrales y sagradas que conforman lo femenino.

* * *
Ana María Velásquez es ensayista, poeta e investigadora. Ha obtenido un gran éxito con sus libros de relatos, Creí que me besarías antes de partir y Con los ojos abiertos. Es integrante del Círculo de Escritores de Venezuela.
Ana María ganó el Premio de Poesía 2011 de Latin Heritage Foundation, Estados Unidos.
Felicitamos a la escritora venezolana por haber obtenido el premio, que consiste en la publicación del poema ganador en la antología Una isla en la isla a ser distribuida en Estados Unidos e Inglaterra. También fueron selccionados los autores venezolanos Pedro Segundo Yajure, Damelis Brito, Rosalinda Mariño, Urbano Antonio Durán.

Posted in Mujeres Notables | 1 Comment »

Isabela Méndez: Tras los ojos

Posted by Carmen Cristina Wolf en febrero 21, 2011


Isabela Méndez es actriz, cantante, escritora y narradora oral venezolana. Formada en Venezuela y Nueva York. Reside en España.
Las Editoras le expresamos las más expresiveas gracias por permitir la publicación de este texto.

Si tiemblan tus manos ¿cómo dejarte partir?, me quedaría a tu lado abrazándote. Cuando estuvieras sereno te acompañaría hasta el dintel de la puerta y te ayudaría encorvarte lo justo para que entraras en la casa de los sueños. Pero si hiciera eso, el resto de los viajeros quedarían estancados y, tampoco tendría la garantía de que una vez acunado por mí, quisieras o pudieras marcharte.
Tuve que llevarte hasta la entrada de la cabañita e ir por el siguiente viajero.
¿Sentiste a las dos musas que allí estaban para conducirte hasta ti?
¿Pudiste aceptar la venda en tus ojos, o fue demasiado grande el paisaje que contemplaste en tu interior y tuviste que ver hacia afuera?
¡Es enorme el desafío! En ese pequeño trecho proponemos penumbras, mujeres que hilan a ciegas, tejen la paciencia, junto a un perro tendido que solo con “ser” pronuncia un discurso poderoso. Luego la casita con sus tejas de papel y paredes de tela simulando un barco de vela que zarpa hacia aguas internas, surgidas al tapar los ojos.
El viaje de los poros, que de pronto perciben lo de siempre como un hallazgo, roces humanos y vegetales, tierra y objetos sepultados en la memoria común. Los olores de una cocina, las charlas a media voz entre cortes de alimentos, sonidos de cascadas leves, sopa, saludos, una canción de cumpleaños.
Sobrevienen pasos, una melodía y un piano. A ciegas, todos bailan, la pianista dibuja su vida sobre el piano, yo canto la mía a su lado. Al final, se descorre la venda y un mundo de ropa tendida recibe al viajero. Muebles fantásticos, vasijas, garrafones, y la abuela que reparte tisana para calentar las manos y saborear lo mucho que se ha recorrido. La tejedora ciega junto a otras mujeres, musitan algunos acentos extranjeros y sin embargo cercanos. Al final, papel y lápiz para dejar vestigio de lo indescifrable y un eco que se aleja.
Título del escrito: Tras los ojos
Escrito por Isabela Méndez ®
Dedicado a los compañeros que participaron en “EL PRIMER BALL” y a “EL TEATRO DE LOS SENTIDOS”. También a los viajeros que pasaron por nuestro laberinto.
Hacer teatro y poesía con el otro, y encontrar paisajes en la ceguera es un regalo.

Fuente: http://isabelamendez.wordpress.com

Posted in Mujeres Notables, Siglo XXI | 1 Comment »

Un espacio para la transformación del espíritu a través de la reflexión, el arte y la literatura femenina

Posted by Carmen Cristina Wolf en enero 23, 2011

Di tu palabra. Si nadie te escucha, habla con los astros, con la sombra que pasa .Elige un sitio de resplandor oculto.”

                                         Antonia Palacios

                                         Escritora venezolana

Abrimos un espacio a las ideas, el diálogo, los libros, publicaciones, revistas, artículos y entrevistas. No olvidaremos a las escritoras que emprendieron el viaje definitivo y a aquellas que ejercen su oficio calladamente, como lo hizo Emily Dickinson, durante toda su vida.

La difusión y el análisis de la literatura escrita por mujeres es muy reciente. A través de este espacio vamos a contribuir con su divulgación. La poesía, la narrativa, el ensayo, la investigación, la crítica y la crónica tendrán en Mujeres escritoras su página. Queremos ser una ventana a las manifestaciones del arte en todas sus facetas, la música, la sabiduría aplicada al crecimiento personal.

“La impresión que la poesía produce es tan fuerte y directa que, por el momento no se tiene más sensación que la de la poesía en sí misma. Y cuán hondas profundidades visitamos entonces, cuán brusca y total es nuestra inmersión. Nada hay a lo que sujetarse, nada nos sostiene en nuestro vuelo,” Virginia Woolf – Escritora inglesa (1882-1941)

Emprende camino con nosotras. Se vale la crítica y el enriquecimiento de los temas. Deja tu comentario y lo responderemos.

María Ysabel Novillo, Caracas. Teléfono 0416 2747898
Carmen Cristina Wolf Caracas. Teléfono 0416 620 70 62</

“Lo que debo hacer, lo haré
aunque sea pequeño como un narciso”
Emily Dickinson

La poeta venezolana Elizabeth Schön

La poeta venezolana Elizabeth Schön

Posted in Mujeres Notables | Leave a Comment »

Puentes a la Paz, por María Ysabel Novillo

Posted by Carmen Cristina Wolf en diciembre 1, 2010

“Para evitar ser heridos levantamos muros,
Que quien construye muros no logra nada.
Que casi todos somos albañiles de muros,
Que sería mejor hacer puentes….
Que desde ellos se va a la orilla
Y, también, se vuelve….”
Mario Benedetti

Quiero comenzar contando para ustedes un recuerdo. Algo pequeño, un detalle sin importancia en una librería de Caracas. Muchos seres del mundo de la cultura y las artes allí reunidos. Entre ellos, a mi lado, el poeta Rafael Cadenas. Cerca, una gran estantería de libros recién editados, novedades editoriales, de diversas disciplinas. Entre ellos uno, grande, llamativo en su portada “La cultura de la violencia” o algo así, muy parecido, que juntaba esas dos palabras “Cultura” y la otra.
Me mira, entonces, Cadenas -quien ha dejado siempre en claro que cada palabra debe llevar lo que dice, ser la concordancia entre la cosa y lo nombrado – y, señalando el libro, profiere, con tono de disgusto:
“ ¿Crees que esas dos palabras pueden estar juntas? ¡Que tienen que ver una con la otra! ¡Son lo opuesto una de la otra! ”

Así, quisiera empezar diciendo que no se puede esperar otra cosa de la CULTURA que no sea servir de puente hacia una paz activa y constructiva. Lo contrario, sería barbarie.

Los escritores -especialmente los poetas- son arquitectos de palabras. Constructores en varios sentidos: la obra de los ojos, es decir, la que se hace para ser leída por otros, y la del corazón, que es una actitud guíada por cierta calidad de sentimientos y pensamientos. Un alma dando un poderoso flujo de fuerza mental que sostenga un puente de luz y verdad con planos que hablen menos y realicen mayor decreto interior, mayor hecho pequeño cotidiano. Verdadera paz en sus entornos. Vivir en lo pequeño con belleza. No escribir sobre la Paz, sino encarnarla.

Se da el hecho “cultural” de que la mayoría del arte que se compromete con la Paz, lo hace desde la muestra de los hechos de violencia y guerra. El cine, la plástica, mucha literatura está re-energizando el hecho violento al llevarlo ante muchas miradas. Quizá de esta forma, que es denuncia, también se da una retroalimentación de los mismos elementos.

“La obra de los ojos ya está hecha, hagamos ahora, la del corazón” según decía Rilke.

Por ello, la emisión de ideas y de pensamientos, llevados al poema, al lienzo, a la pantalla, al hecho creador, cualquiera que este sea, son un poderoso puente de energía mental y emocional para modificar condiciones en el entorno. Se dice siempre, pero sería bueno sentirlo como una verdad: la energía sigue al pensamiento.

Sin embargo, la forma en que manejamos nuestra “cultura interior” nuestros hechos íntimos, personales, son los que determinan, en definitiva el mundo que nos rodea, el aire que nos envuelve. Nuestro nivel de obra.
Cito fragmentos de un poema de Rafael Arráiz Lucca, que ejemplifica, el hecho de la toma de consciencia en circunstancias donde quizá otro poeta, otro escritor, otro personaje, dejaría definida una situación de violencia, sin duda con anhelo de ejemplificar el daño del belicismo. Aquí, sin embargo, el texto de Arráiz Lucca libera, verdaderamente , una comprensión de paz a sus lectores. Una toma de parte y de voluntad decisiva, electiva, de quien siendo portador de algo letal, logra –por ejercicio de libre albedrío- ser un instrumento de valentía para no cumplir órdenes dictadas por el error y afianzar la humanidad clemente.
“ Pero Gunther sabía que en cualquier momento la orden de despegar sería para él y ya no habría otro horizonte que alzar vuelo y lanzar las bombas. Allí estaba en la sala de espera de los pilotos sin saber cómo ni cuándo sus días grises lo habían encallado en este oficio económico de lanzar una bomba. Veintitrés años tenía y le gustaba remar en el río que pasaba por detrás de las casas de su pueblo.
/…/ Sabía que matar no era cosa de niños, pero él mismo había escogido la gloria de ser piloto.Tampoco nadie lo enroló en el ejército.
/…/Caminó hacía el bombardero, hizo girar las hélices y se fue a dejar en escombros la ciudad del enemigo. Estamos en guerra, murmuraba, en aquél pájaro mensajero de las peores noticias.
/…/ Cuando ya el objetivo era inminentey tan sólo se esperaba de él apretar un botón.
/…/ No pudo Gunther oprimirlo /…/ se fue al mar y descargó las bombas sin estropicio.
Alzó vuelo y regresó a su base como si hubiera cumplido la faena.
(Del poemario Poemas Ingleses, Las Bombas)

,
Quizá todo para la humanidad dependa de esas decisiones personales, solitarias y voluntarias. La sagrada importancia de lo pequeño, de las decisiones que quizá nadie, sólo el propio corazón, llegue a saber.
Pensemos en que por un momento, sólo un instante a nivel planetario, en que cada persona, uno, individual, se negara, por principio de humanidad, a ejercer daño sobre cualquier otro ser. ¿Qué pasaría? Un sólo instante de Paz, ¿a qué daría paso?. Qué muros caerían en esa fracción mínima de tiempo?
Porque, ¿Qué es más profundo en los humanos?
¿Su servilismo, su miedo, su incapacidad de ser quien es, de ser sí mismo, de dejar de ser esclavo de las decisiones de otros, o su violencia? Quizá nuestro nivel evolutivo aún nos impide dar respuestas totalmente nobles a ciertas cosas.

Dicen las místicas orientales que en algún momento el ser humano servirá de puente. Que hay un puente. El Puente de Antakarana.

Nos concierne el intento. Concebirnos como puentes cambiará nuestros muros. Modificará el objetivo de nuestra fortaleza y de nuestro anhelo de servicio. Como árbol de Luz florecerá la Cultura, esa Dama, y por sus ojos -como por los ojos de Beatrice- según decía el Dante, en la Vida Nueva, fluirá lo único necesario:

“ En los ojos lleva mi Señora a Amor
Y, por ello, se ilumina todo lo que ella mira”

Maria Isabel Novillo

Posted in Ensayo, Mujeres Notables | Leave a Comment »

Cinco poemas inéditos de Lidia Salas

Posted by Carmen Cristina Wolf en agosto 2, 2009

E l   s a l o b r e   d e   t u   r a s t r o

 El salobre de tu rastro fluye a veces

desde el centro de mi boca.

El salitre de tu arena en las pupilas.     

                                                                   

Diviso tus esquinas

en las visiones

de mis sueños.

La piedra de tus muros,

los muelles en el Puerto

se hacen humo, bruma, nada.  

 

Esquivas este gesto de encontrarte,

como fruta lejana y sazonada.

 

La luna humedecía

un aroma de azahares.

Aquel  patio, ya es olvido.

 

A veces dudo del recuerdo.  

Y si tu espejismo de ciudad abandonada

es saudade de otro exilio?

 

Difuminado país de la utopía.

 Para la aldea asentada en las Barrancas de San Nicolás

 E l   v e r a n i l l o   d e   S a n   J u a n 

 

            El veranillo de San Juan

en el azul cálido y seco.

 

            Los pétalos morados

de los matarratones florecidos

tenían ese color de mis pezones.

 

En las estampas del verano:      

el viento desordena la hojarasca

y hace estragos en la escritura

de los astros.

 

Seducida por los augurios de la fuga

se confunden las señales.

 

Pueden unos escasos días de luz

convertirse en estación del alma?

            En memoria de aquel veranillo de San Juan.

 D e s o l a d a s

 Desoladas.  Como pájaros ciegos

de un árbol arrasado, parten de mí las voces.

El silencio sabe decir de ausencias.

 

Restauro en estos versos

girones de recuerdos.

 

            En nidos de la fragua,

la incierta materia de mis duelos.

Incendiaré en mi canto,

las palabras desnudas.

 

Transmutaré  – en el glorioso cuerpo 

del poema – mis días oscuros, solitarios.                       

 Para los pájaros de tus amaneceres.

  E s   e l   f i n a l   d e   l a   f i e s t a

 Es el final de la fiesta.

Mi corazón como copa olvidada

se inclina a la intemperie

libre de perdón y de inocencia.

 

La otrora música es un fardo

de soledad.

Algunos danzan todavía.

No saben que es tan sólo el eco de las notas.

Sus sordos movimientos los delatan.

 

Hay un crujido de rocas

en el vientre de la tierra.

Busco algún amanecer en mi cronología

de recuerdos.

Encuentro la mañana del primer día

de escuela.  La mirada de la madre

y el aroma de lluvia

en esa hora temprana

indemnes al olvido.

           

La encrucijada es un interrogante.

Dónde guarecernos en estos tiempos

de bestia enfurecida?

A Raquel de Urbina, mi maestra de primaria.

 I n a u d i b l e   s o n i d  o

          Inaudible sonido de la vida

Sabor de uva macerada entre los labios.

 

Creer que el milagro de los nardos

lava la piel oscura de la muerte.

 

            Reconocer en la delgada voz,

en la desafinada voz del jazz

el grito de otro cuerpo.

 

            Entonces no sabías

la ruta del destino.

Ahora que ves sobre los hombros.

los meandros del camino,

casi todo es pasado.

Aún persigues el inaudible sonido de la vida.  

           En memoria del sonido de tus cigarras       

* La escritora Lidia Salas es Magister en Literatura de la Universidad Central de Venezuela. Dedicada gran parte de su vida a la crítica literaria, es autora de los poemarios: Arañando el silencio, Mención de Honor del Primer Concurso de Poesía Libre de la Universidad de Córdoba, Colombia (1984),Coautora con Elena Vera de la Antología Quaterni Deni. (1992). Su obra se encuentra recogida en la Antología de Poetas Venezolanos del Círculo de Escritores de Venezuela. Obra publicada: Mambo Café, 1º Mención de Concurso de la I Bienal del Ateneo Casa de Aguas (1994). Venturosa Premio Unico Mención Poesía del VII Concurso Nacional del IPASME (1995). Luna de Tarot (Ediciones Círculo de Escritores de Venezuela. 2000). Y de las Plaquettes Sedas de Otoño (Taller Editorial El pez Soluble, 2006). Itinerario Fugaz editado por la Universidad Nacional Abierta en 2008.

Gracias a la escritora Lidia Salas por enviarnos estos poemas de su nuevo  libro inédito. . Las editoras             

 Barranquilla aterdecer

Posted in Mujeres Notables | Leave a Comment »

LA PALABRA ¡LA HORA ES OBSCURA!

Posted by Carmen Cristina Wolf en mayo 25, 2009

   Por Carmen María Salge

           Café de Sócrates

Al margen de la contribucion, que hagamos hacia nosotros mismos, de como cambiar nuestras vidas al analizar, sentir y utilizar lo que nos reserva el amor y el / respeto / hacia nosotros . y sobre todo hacia los demás. Hago esta consideración sobre la PALABRA ¡ LA HORA ES OBSCURA ! cuando se toma el camino más facil de la emboscada al alma , a través de LA PALABRA las ideologías! , ¡la vana gloria! o los fundamentalismos, cómo podemos controlar nuestro destino nuestros planes y proyectos hacia la felicidad si la PALABRA no nos conduce al amor?

                   “El amor, centro de la vida humana ” Dalai Lama

verga.- Arco de acero de la ballesta/ palo puesto horizontalmente en un mastil y que sirve para sostener la vela/ f. Miembro viril

vergajo.- Verga del toro /m/ que seca y retorcida, se usa algunas veces como látigo vergajazo.- golpe dado con un vergajo

vergatario ? * * P.Larousse , Diccionario / no aparece/

**Para los que no viven entre nosotros, pero están entre nosotros como es el caso del Conde Oscar Carvallo.. / doble mérito para el remitente que no, para el destinatario / la palabra*Vergatario.. se difunde desde la más alta investidura , y esfera del gobierno , se comercializa con ese nombre un equipo de telefonia movil-celular made in Venezuela con la enorme connotación ” al latigo ” o a cualquier impureza que conduzca ” al desamor”

En el pensamiento griego LA PALABRA “logos” ha significado no solamente el vocablo, la frase o el discurso, sino la idea , el sentido profundo de un ser, la razon y la inteligencia… Los grandes maestros, Socrátes, Buddha, Jesucristo no han dejado nada escrito, ESAS PALABRAS AÚN NO SE HAN RETIRADO, aun sin agredirnos.

El amor es el centro de la vida humana. Dalai Lama

Dalai Lama

Dalai Lama

Posted in Mujeres Notables | Leave a Comment »

CON-FE-HERENCIA, poema de María Ysabel Novillo

Posted by Carmen Cristina Wolf en mayo 2, 2009

                 CON-FE-HERENCIA
 
 
Cuando entré a su conferencia,
esa médico uruguaya estaba hablando del cuerpo calloso.
 
El cerebro femenino, dijo,
tiene 30% más de conexiones nerviosas.
El hipocampo tiene mucha capacidad de recuerdo.
Memoria de fechas, emociones.  También anclaje
de malos papeles, que se repiten y se repiten,
hasta hacer de muchas mujeres
el linaje de la casa de los átridas.
 
          -La ínsula, controla sentimientos viscerales. La ira.
           Adicciones, alcohol, drogas.  Y, sin embargo,
           también desarrolla capacidad artística.
 
 
En la pantalla, fotos de referentes a la impronta en el agua.
Códigos de lenguaje.  Capacidad de grabación celular.
 
           -La palabra, tal y como está siendo pervertida en su uso,
             quizá no nos sea concedida mucho tiempo más.
             La desestructuración del lenguaje coherente
              tiene su costo para la psiquis.
 
 
Vehículo transparente, la palabra,
como el agua, no desdeña intención.
 
           
             – Hay un canal, en Medicina Antigua del Oriente,
               que va del útero al corazón, 
               del corazón a la lengua.  La mujer en luz emite verdad.
 
                La mentira mata la esencia.
 
                El lenguaje está en involución…
                El mal uso de la palabra, deteriora la vida.  Enferma. 
                
 
La escuchaba decir y algo en mí tomaba
una grabación muy rápida y nítida del significado.
 
               – Lo que una mujer escucha cuando es insultada,
                  cuando se rebaja a sí misma por sus propias palabras…
 
(Y ví en la pantalla estructuras negras y rojizas
como sangre pisoteada)
 
 
                – Finalmente, dijo,
                   hay seres que enloquecen por lo que escuchan.
 
                                                                                            Y le creí.

Palacio Nazario, Granada

Palacio Nazario, Granada

 

María Ysabel Novillo, escritora venezolana y universal. Poeta, ensayista, crítico literario. Voz fundamental de la literatura hispanoamericana. Miembro del Círculo de escritores de Venezuela. Dicta Talleres de Poesía en la Universidad de Los Andes.

Posted in Mujeres Notables | 1 Comment »